Print this page

Carlos Obregón, "El Ave Fénix"

Martes, 03 Agosto 2021 13:10;

Carlos Obregón "El Ave Fénix"

Por Rodolfo Rosales S.

Los errores de juventud condujeron a Carlos “El Fénix” Obregón a ser “huésped” del Reclusorio Norte de la Ciudad de México durante cinco años.

Ahí, al ver cortadas sus alas de libertad, compendió que lo mejor de esta vida es transitar por el camino del bien.

Él ya era boxeador profesional “bueno llevaba sólo una pelea y la había perdido, pero ya sabía meter las manos”, comenta, el hombre de facciones recias, ojos pequeños y mirada firme.

Ya en el “Reno”, como le llaman al Reclusorio Norte, se integró al equipo de boxeo, a sus 22 años de edad.

“El boxeo es lo mío, así que me entregué de lleno a este bello deporte y luego me di cuenta que eso era una gran terapia para mí, porque formó parte de mi reinserción a la sociedad”, narra “El Fénix”.

Así, en 2015, participó en el selectivo para formar parte del equipo que representaría al “Reno” en el Torneo Inter Reclusorios.

Carlos Obregón "El Ave Fénix"

“Fue un camino largo, lleno de sacrificios, peleas durísimas, de dar y recibir golpes, porque todas las personas privadas de nuestra libertad teníamos el mismo sueño, que era llegar a la final del torneo, que sería en la Penitenciaría de Santa Martha Acatitla. Tuve la suerte de ganarme un lugar en el selectivo y estar en la gran final, en peso ligero”, cuenta.

“Llegamos a la final y en el camino del reclusorio a Santa Martha iba soñando despierto, ilusionado, soñando con la victoria”.

Luego pasar los filtros de seguridad, llegó al gimnasio donde le practicaron los exámenes médicos, luego vino la ceremonia del pesaje y posteriormente su pelea.

“Salí con todo en busca del triunfo y lo obtuve. Lloré de emoción por ser campeón del torneo Inter Reclusorios, algo inolvidable”.

Unos meses después, a principios de 2016, obtuvo su libertad, tras haber compurgado su deuda con la sociedad y en la final de ese año, del Inter reclusorios acudió, pero como invitado.

Cuenta “El Fénix” que “fue emocionante ir y que todos los internos me pidieran autógrafos, entonces yo les decía que el deporte, en especial el boxeo, sirve mucho y hace más ligera la estancia”.

Lleva cinco años en libertad y este hombre que terminó la preparatoria, que habla francés, italiano e inglés, ahora piensa dedicarse de lleno al boxeo gracias al apoyo de Roberto Chao y Santiago Vieira, quienes lo han apoyado desde que obtuvo su libertad.

Carlos Obregón "El Ave Fénix"

“Espero cumplir el sueño de ser un peleador destacado y ser un ejemplo de superación para aquellos que han cometido errores y que están en las cárceles, demostrarles que el boxeo sirve como terapia de reinserción”, concluye Carlos “El Fénix” Obregón.

Leído 335 veces